martes, 27 de mayo de 2014

En medio de tanta inmensidad

El corazón late, el cerebro piensa, los músculos se mueven, la sangra circula, los ojos miran, la boca habla; y yo sigo viva en medio de tanta inmensidad. 
Me hago chiquitita y me aturde el ruido de las guerras, me duelen nos números del hambre, me cansan las hipocresías, le tengo miedo al poder, me lastiman las mentiras; y yo sigo viva en medio de tanta inmensidad. 
Me compacto en mi historia y escucho sobre conquistas, me informo sobre masacres, estudio las represiones, descubro invasiones; y yo sigo viva en medio de tanta inmensidad.
Me enredo en mi minúscula vida, me hago grande adentro mío y ya no entro en mi propio pecho. Me pesan los demás, me pesa la adultez y el paso del tiempo. Me pesan las inquietudes y los miedos. Me pesa el dolor, me pesa la intolerancia, me pesa. Me pesa, me achica, me duele y sigo viva.
Ya entendí que de chiquita mame amor, que jugué a la vida sin siquiera saber que podía no existir, que nací en risas y emoción, que me cantaba la voz de la esperanza y que mis cuentos no estaban hechos más que de luz. Ya entendí. Entendí también que mame peleas y gritos, también jugué a que mis viejos me amaban, también nací en la lucha contra la desilusión, también me canto la voz de adiós y mis cuentos también me contaron historias de oscuridad. Y yo sigo viva en medio de tanta inmensidad.
Yo sigo viva en medio de tanta inmensidad como mucho que elegimos caminar, gritar, cantar. Que el mundo es lo que es, de eso no hay duda. La duda es como somos a su vez. Me cuesta entender como es que a la vez que duele puede arder amor, como es que a la vez que explota puede brillar, como es que uno vive en medio de tanta inmensidad.
Me refugio en la mirada de ese que no me conoce, me hago grande en la voz de ese que le regale hasta mi nombre, me enternezco con la risa de esa que camina de mi mano, me confío de los ojos de aquella que supo llamarme hermana, guardo inocencia en los juegos de mi patio, recojo ternura de los mates y escondo esperanza en las canciones del corazón. Y sigo viva en medio de tanta inmensidad.

22 comentarios:

  1. Me gustó mucho tu texto. Tienes la poco usual característica de indagar en asuntos relevantes de nuestra existencia, y siendo tan joven! (No sé cuantos años tendrás, pero tengo la sensación de que aún eres una adolescente).

    Un abrazo fuerte. Y, a pesar de todo, yo también sigo viva en medio de tanta inmensidad. =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, me alegra que te haya gustado. Tengo 21 años.

      Eliminar
  2. Lindo escrito, me hizo pensar en cosas cotidianas que pasan y muchas veces ignoramos, a la vez es un texto que transmite fuerza.

    April.

    ResponderEliminar
  3. Como me encanta la manera en que escribes. Condensaste en este texto muchas cosas sobre la vida propia y el mundo que nos rodea. Es en verdad impresionante. Tienes el don de la escritura.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No considero tener talento para la escritura, pero gracias por tus hermosos halagos <3

      Eliminar
  4. Hola ^-^
    Me ha gustado mucho la entrada que has escrito hoy, transmites mucho y escribes genial :)
    Un beso enorme :D :D

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola, Pau! ^^
    ¡Qué belleza de entrada! Ha sido precioso leerla mientras escuchaba "Believe in me". En muchos aspectos de los que has escrito me siento igual que tú: a mí también me pesan la adultez y el paso del tiempo; también me cuesta entender cómo el amor es tan raro y a la vez que explota puede brillar. Creo que para el mundo es un regalo que sigas viva en medio de tanta inmensidad, porque tienes tanta energía y estás tan viva que haces sentir a los demás vivos también.

    Eso es todo, ha sido un placer volver a pasar por aquí. Transmites mucho con estas palabras. Por cierto, ¡muchas gracias por tus bellos comentarios!

    P.D. : Sales muy guapa en la foto, espero que estés bien y que sigas siendo siempre así de feliz.

    Un beso.
    Windflower.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias siempre por tus hermosas palabras y comentarios! Logras sacarme muchas sonrisas! Me alegra que te haya gustado la entrada y la foto.
      Besos!

      Eliminar
  6. lei todo. siempre cuando escribes denotas algo de desesperanza, de que estas perdida en algo. No se, suele pasar. saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buena observacion. Y si, algo de desesperanza hay y suele pasar...

      Eliminar
  7. Me han encantado tus frases, y creo que esa sensación de que la inmensidad de la realidad te supera la hemos tenido todas y todos en algún momento, y el sobrevivir caminando hacia delante agarrándote de esas miradas y pequeños detalles es precioso. Creo que cada día hemos de buscar un minuto de felicidad para sacar una sonrisa a cada día y que la dura realidad no nos gane.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal cual, tengamos en cuenta esos pequeños momentos, y no dejemos que la inmensa realidad nos gane. <3

      Eliminar
  8. Hola guapi! es un texto verdaderamente emotivo, si sigues viva aprende a disfrutar de la poca luz que veas en una sonrisa, disfruta de los rayos del sol, la inmensidad es grande pero nosotros mismos somos inmensos . un besitoo♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, hay que intentar de disfrutar siempre, como podamos. Gracias por tu comentario :)

      Eliminar
  9. Hola de nuevo, tenemos un premio para ti <3
    http://aprilyalice.blogspot.com/2014/06/premio-dardos.html

    ResponderEliminar
  10. Me gusta mucho ^^ Escribes muy bien :)

    Un beso

    ResponderEliminar